miércoles, 21 de mayo de 2014

Constelación autística

 

 Corte esquemático del encéfalo

Ejemplo 1: Autismo a causa de un pleito con médicos del hospital.
El paciente al que pertenecen las imágenes siguientes, es de hecho una persona muy amable, sociable e inteligente. No se le puede considerar un tipo autista como han establecido los psicólogos en el pasado. Sin embargo ha atravesado un período de terrible autismo del cual consiguió salir gracias al conocimiento de la Nueva Medicina. Hoy en día está de nuevo sano como cualquier otro.

A mediados de 1995 hubo una pelea fuerte entre el profesor y la mujer del paciente en la escuela de “Taichi” a la que el paciente y su mujer asistían como hobby. El paciente se puso de parte de su mujer, y a su vez fue atacado también por el profesor. Eso le causó un DHS de rencor en el territorio. Desde aquel momento no fue más a la escuela; el caso tuvo un desenlace judicial, del que el paciente salió vencedor en enero del 96. Aquello fue la solución.

Añadir leyenda

En febrero le fue diagnosticado una ictericia, una hepatitis. Se hizo también un TAC, que sin embargo no le fue entregada, en la que se descubrió un (viejo) carcinoma hepático. Desde entonces el paciente no trabajó más.

Obviamente en aquel momento ya no era una “hepatitis”, sino un “carcinoma hepático con aumento de las transaminasas” que normalmente no se da en el carcinoma del hígado. Pero antes de decírselo le metieron en el hígado tres tubitos, mediante una intervención quirúrgica, “con el fin de dejar salir la bilis”.

Ya que nadie la había informado correctamente respecto a la operación, se enfadó tanto que sufrió un nuevo conflicto de rencor en el territorio. Con la nueva actividad conflictiva cesó la hinchazón de las vías biliares y la bilis consiguió salir.

Dado que ya no salía más bilis de los tubitos y que el paciente acusaba a los médicos de ser incompetentes, estos pusieron el grito en el cielo y dijeron que ya no se podía hacer nada más, que se trataba de cáncer de hígado.

En un instante el paciente sufrió otros dos conflictos, uno de miedo espantoso (laringe) -metiéndose así en la constelación autística- así como un cáncer de colon, además de un cáncer sigmoides y un carcinoma de la mama derecha.

Cayó en una total rigidez autística, permanecía sentado mirando hacia adelante sin decir prácticamente ni una palabra. Es lo que llamamos catatonia.

CL (Solución del conflicto): Su sensata mujer se lo llevó a casa en donde permaneció cinco meses, de los cuales hoy no consigue acordarse práticamente nada. Después oye decir a un terapeuta de la Nueva Medicina que el Dr. Hamer no consideraba su enfermedad tan grave. Sólo hacía falta descubrir los conflictos.

Eso hizo que desapareciera el mal encantamiento, como el mismo ha contó en una entrevista grabada en vídeo. Salió de un mundo extraño del cual a duras penas conseguía acordarse. Pero su mujer nos ha hecho una descripción exacta: Él había estado como si a alguien le hubiese tocado una varita mágica. En pocas horas había vuelto a ser del todo normal, como lo era antes. En ese entonces, apenas haber vuelto a casa tras haber abandonado el hospital, la mujer hizo que le quitaran todos los tubitos, pues si no había ictericia (=coloración amarilla de la piel), no eran necesarios ningún tubito.
Ahora vino pues una “hepatitis residual” proveniente de la primera hepatitis interrumpida y de la segunda, que debido a la constelación había producido sólo poca masa conflictiva y “masa orgánica”. Le explicamos rápido el origen del “antiguo carcinoma hepático”, también solucionó los DHS del carcinoma del colon y del sigma, que evidentemente habían durado 5 meses, y experimentó una TBC con sudor nocturno, es decir, una verdadera sanación biológica. El conflicto tenía que ver con una cosa fea y mentirosa ligada al pleito con los médicos. Al paciente le va muy bien hoy.


Segundo conflicto:
Flecha a la izquierda (flecha ancha): Vonflicto de miedo espantoso, por eso la constelación autística está activa.

Flecha frontal a la izquierda (arriba): Conflicto de miedo con repugnancia, activo.

Si el rencor en el territorio hubiese afectado a la mucosa del estómago, entonces el paciente habría tenido probablemente también una bulimia. Hablamos entonces de doble constelación esquizofrénica.





Primer conflicto:

Flecha de abajo a la derecha: conflicto de rencor en el territorio.

Flecha en medio a la derecha: Conflicto de territorio activo.

Flecha frontal arriba: conflicto del resistencia y conflicto de miedo frontal.


Primer flecha arriba a la izquierda: Carcinoma activo del colon (miedo de no poder absorber más el alimento).

Segunda flecha por arriba a la izquierda: Carcinoma sigmoides, ya cicatrizado, en recidiva es decir el conflicto está reactivado (no poder expulsar el excremento).

Tercera flecha izquierda: Carcinoma de mama, que se manifiesta sólo como un nódulo (conflicto general de relacion humana, vivenciado femeninamente a causa del primer conflicto de territorio y de rencor en el territorio).

Flechas delgadas de abajo: Muestran el relé peritoneal (¡todavía activo!). (Los médicos querían operarle cada vez más y más).

 

 

 

Ejemplo 2: constelación autística

(Véase este caso también en el capítulo “Síndrome del carcinoma de los túbulos colectores”).

Citamos sólo dos conflictos de esta paciente zurda, aquellos que han provocado la constelación esquizofrénica con autismo.

Primer DHS:
El primer conflicto de esta mujer zurda sucedió cuando tenía 12 años. Con 6 años empezó a tener un “amigo” al que estaba apegada. De un día para otro, de repente, él no quiso saber nada más de ella. Sufrió un conflicto de identidad con úlcera gástrica y depresión..jpg Desde entonces permaneció deprimida durante seis años (hasta su primera relación íntima) y después durante otros cuatro años, en total 10 años.

Segundo DHS:
Poco tiempo después del primer DHS tuvo una pelea con su madre. Esta última gritó hasta el punto de “helarle la sangre en las venas”. Sufrió un conflicto de miedo espantoso. A menudo oye todavía en sueños la voz que gritaba.
Desde entonces ha permanecido, con breves interrupciones, en constelación autística, no siempre de modo continuado, pero muy frecuente. Se queda meditabunda con mirada perdida durante horas, no tiene estímulos, está deprimida y como embrujada.

Primer conflicto: Flecha a la derecha en el relé de la mucosa gástrica, FH (foco de Hamer) activo (a causa de ser zurda).
Permanece, con interrupciones más o menos largas, desde que tenía 12 años: Depresión. Conflicto de identidad, porque el querido amigo de doce años la había dejado plantada.
Segundo conflicto, también cuando tenía 12 años. La madre, durante la pelea, gritó “con su voz estridente” tanto como para hacerla sufrir un conflicto de miedo espantoso.
Desde entonces, si una relación se rompe y oye la voz estridente de la madre (aunque sea por teléfono), inmediatamente cae de nuevo en constelación autística, entonces se queda sentada durante horas dándole vueltas obsesivamente a pensamientos, incapaz de poner fin a tales obsesiones.
Fuente: "Legado de una Nueva Medicina" de Dr. Ryke Geerd Hamer Capítulo 2.6.4.14

No hay comentarios:

Publicar un comentario